sábado, 14 de noviembre de 2009

La ciudad está sembrada de flyers, algo muy típico en Berlin. Pero esta vez también están los nuestros. Hemos colgado pósters e incluso tenemos una guestlist. Nos han anunciado en Tipp y en Zitty con unas letras minúsculas que nadie las va a leer. Los de la productora MCT, que son los que organizan el concierto no nos han querido contestar y por teléfono fueron algo más que bordes, así que lo más seguro ni promo ni la asistencia de la banda, a los que de todas formas dejé un mensaje en su myspace. Nadie más ha querido montar una aftershow party, por lo que me siento el tío más zumbado de esta puta ciudad llevando demasiado lejos una idea el resultado de la cual se verá en los próximos días. Si hace falta estaré repartiendo flyers en la cola de tardoadolescentes peleándose por entrar los primeros en cuanto abran las puertas del Tempodrom. It's too late to be late again. Crucemos los dedos y adelante porque ya no se puede ir atrás.